Exigen damnificados de Narvarte agilización en dictámenes de inmuebles dañados

Exigen damnificados de Narvarte agilización en los dictámenes sobre inmuebles da

A más de un mes y medio del sismo del 19 de septiembre, damnificados de la colonia Narvarte, en la delegación Benito Juárez, exigieron a las autoridades capitalinas agilizar la dictaminación de sus viviendas, pues señalaron que debido a la lentitud y contradicciones en las inspecciones previas, siguen desalojados y con la incertidumbre de desconocer si podrán volver o no a sus hogares.

En conferencia a la altura del cruce de Enrique Rébsamen y La Morena, donde hay varios inmuebles desalojados, los colonos estimaron que la falta de dictámenes finales afecta a unas mil 200 familias de por lo menos 60 inmuebles, de acuerdo con un censo que ellos mismos están elaborando.

“A 46 días del sismo hemos empezado a ser atendidos, pero nuestros problemas no han sido resueltos y tampoco hay claridad en cómo serán resueltos”, dijo Mónica Romero, residente del edificio de Enrique Rébsamen 249, el cual tendrá que ser demolido, según una notificación que recibieron apenas esta semana.

Los vecinos, quienes conformaron el colectivo denominado Damnificados unidos de Benito Juárez señalaron problemas de burocracia y descoordinación de los diferentes niveles de autoridades, además que en diversos edificios sólo cuentan con una o más inspecciones rápidas que son contradictorias.

Incluso advirtieron de un riesgo sanitario, pues hay edificios en donde no se han podido sacar alimentos que se han descompuesto y provocaron la aparición de fauna nociva.

A través de un pliego petitorio exigieron al jefe de Gobierno, Miguel Ángel Mancera, apoyo para dar celeridad a la emisión de los dictámenes estructurales y que estos sean solventados por las propias autoridades en todos los edificios donde el riesgo sea incierto y de los cuales haya dudas sobre si deben ser demolidos o no.

El señor Héctor de la Cueva pidió que se les informe si van a recibir apoyo económico de alguna autoridad federal o local, pues de momento los colonos son los que han tenido que cubrir gastos para revisiones de sus casas.

Entre otras demandas, están que se realicen todas las inspecciones que hagan falta de los inmuebles dañados y de los colindantes; que tengan acceso a los dictámenes realizados en casas y escuelas, así como acceso a diversos documentos como planos y licencias de construcción.

Al leer el pronunciamiento, la vecina Vania Salgado también exigió transparencia en el proceso de reconstrucción y que se incluya a los vecinos.

Al preguntar sobre el plan de reconstrucción propuesto por la delegación y que incluye construir más viviendas y pisos que las originales en 23 inmuebles, la vecina Analí López, del edificio colapsado en Rébsamen 241, dijo que no se les ha informado ni preguntado si están de acuerdo en que para ello se reduzcan las dimensiones de sus departamentos, lo cual también cuestionó la vecina Guadalupe Coronado pues “mi departamento era de 70 metros cuadrados, ¿me van a dejar un solo cuarto?”.

Theme by Danetsoft and Danang Probo Sayekti inspired by Maksimer